Posts Tagged ‘Humor’

Y así fue como el gato llegó… (uns saGATO CATurday de arribos gatunos)

Puedo decir con mucho orgullo que nunca he tenido que comprar un gato y que todos los que he tenido han sido adoptados, rescatados o nacidos en casa. Y en el caso de los rescatados muchos simplemente llegaron a casa y se instalaron, recibieron un nombre un par de días después y se quedaron para siempre. En esta opotunidad algunos dueños de gatos han tomado fotos de sus engreidos y descrito divertidamente como fue que ellos llegaron a sus vidas. Y vaya que todos los que somos dueños de gatos tenemos muchas anécdotas como estas.

Miau: un webcomic de la vida gatuna cotidiana, que no suele tener nada de cotidiana (un saGATO CATurday hogareño)

Dando vueltas por ahi me topo con Miau (cuya página oficial es esta, pero mejor darse una vuelta por su fanpage que allí hay mucho más que ver) otro de esos divertidos comics caseros con las aventuras y desventuras de una pandilla de gatos viviendo el día a día con sus humanos. Y encima viene con perro plus cohabitante de regalo, lo que lo hace un poco más divertido de leer, cuyas viñetas específicas se llaman Gato vs. Perro y exploran las obvias diferencias entre unos y otros, en donde como ya sabemos, los gatos siempre llevan las de ganar y que son las que acompañan este post (pero como ya dije, en la fanpage también hay viñetas solo de los gatos).

Un poco de humor gatuno fotográfico (para amenizar el saGATO CATurday)

Y mientras transcurre tranquilamente la mañana (toco madera porque cada vez que digo algo así, todo se va al cuerno minutos después) vamos a sonreir un poco con algunas geniales fotos de gatos haciendo gatadas, captados in fraganti por humanos sorprendidos que los gatos sean tan gatos. En estos tiempos modernos en que todo el mundo tiene una buena cámara en sus teléfonos, este tipo de situaciones, que hace algunas décadas se llamaban “momento Kodak” (si entendiste la referencia eres de lo mio y estas cerca de la base 4) se han popularizado mucho y no solo con gatos… pero… ¿que puede ser más divertido que fotografiar un gato? ¿Fotografiar humanos? ¡ay, por favor! que disfruten estas fotitos… y sonrían, que es gratis y ayuda al alma.

gatos

¡Fusión! Directores de cine y su personaje más recordado ¿qué podría salir mal?

Bueno, al menos para reirse da largo rato. Y como es viernes por la noche y ya terminé todo lo que tenía que hacer en la chamba y ya me fuí con mucho éxito (de último, apagando la luz) y nada es mejor que la risa y el relax para evitar el karoshi, vamos a ponernos el reto de reconocer a todos los directores y todos sus personajes. Jajaja… a mi se me escapan algunos ¿eh? ¿y a ustedes? ¡Ay, DevianArt, por estas cosas te quiero tanto!

directores

Un gato descansando sobre una superficie blanca… un plumón negro… horas de diversión (un saGATO CATurday “art attack”)

inicio

No, si ya lo dije muchas veces… si lo que sobra en el internet es ocio creativo, y gatos, claro. Lamentablemente no se de donde salió esta galeria de imágenes (yo me la topé en Face-cat-book) pero por el trazo, los signos y sobretodo el humor me queda claro que es por lo menos japonesa, es decir dibujada por un japonés. Y es que es el típico humor japonés de andar por casa y los japoneses, casi todos, saben dibujar dado que aprender a hacer kanjis es un entrenamiento tan exigido como el del dibujo. Porque no solo tienes que aprenderte el cáracter icononográfico del cuerno, sino que además debes hacerlo siempre bien o los demás no van a poder leerlo. Pero en fin, nos ramemos por las vayas y veamos con una gran sonrisa, como don gato se “presta” para la inspiración de su dueño y entre ambos nos regalan estas cheveres caricaturas.

09 01 02 03 04 05 06 07 08

Cinco princesitas Disney que probablemente no hayan sido “felices para siempre”

Como ya llevo buen tiempo sin andar fastidiando en el tema de las princesas Disney, a las que amo en la misma medida que no entiendo y odio, hoy nos toca preguntar con cierta sinceridad, si el “fueron felices para siempre”, fue para siempre o… bueno no tanto, quizas duró un buen par de años, o tal vez semanas. O hasta que el príncipe encantador demostró que no era tan encantador con media botella de vino en el buche, o resultó que a la sirenita le olían las axilas a pescado. Hombre, que la vida marital tiene sus retos, piénsenlo. Ahora, no después de casarse que me tinka que es mal momento para esas reflexiones. Y ya que la señora Souma me está mirando feo desde su sillón con su… a ver… si, es su cara H42-B (“ya estas escribiendo tonteras otra vez en el blog y no has lavado los platos”) mejor nos vamos de frente a las imágenes y a ver si nos reimos un poco (y a ver si no duermo en el sillón hoy).

Aladino y Jazmín

2f143e36035e3cf03101b70b4ca38002

Pocahontas y John Smith

48f9645ebfb1cff18485a62211885bfd

Ariel y Eric

640296ee3b07c113b69526d3afd37514

Tarzan y Jane

b7b9a254e7b3127b895f1b7bb092094b

Bella y Bestia

d6aed6f5b2c2139abf5c284971fd651e

“Manual del Perfecto Deportado”, porque pasa el tiempo y los peruanos somos los mismos

DEPORTADO

En medio de estas extrañísimas elecciones presidenciales del 2016, en donde una ya no sabe con que mongada te van a salir al día siguiente (y ya que he tenido que pasar bastante rato sentado en un pasadizo de un hospital esperando mis resultados) y en donde lo que es cierto es completamente distinto a lo que es verdadero, se me ocurrió leer alguno de los clásicos de mi niñez (con cierta urgencia). Y digo clásico porque yo me topé con este libraco como a los 10 años y me valió para tener interesantísimas conversaciones con mi viejo para que me explicara algunos términos oscuros que tenía el libro, como deportado, libertad o democracia. Yo venía de empujarme con voracidad las colecciones completas de Mafalda que tenía mi Tata, mi inolvidable abuelo, así que ya tenía una mente dispuesta a seguir aprendiendo más de la mala palabra que comienza con P. Si, política (como diría Mafalda). Así que fue algo muy provechoso entrarle al rollo de la peruanidad con p de política de la mano de Sofocleto, que era el seudónimo con que firmaba sus libros Luis Felipe Angell, periodista, escritor, político, humorista y conspicuo deportado de los años setenta. Que refrescante ha sido releer este libro (creo que por décima vez) y descubrir una vez más que aunque las cosas que pasan son distintas, las razones por las que pasan son las mismas. Este libro trata, e intenta, ser lo que su título dice que es: un manual para todos aquellos que allá en los lejanos años de las dictaduras militares podían salir a ritmo de tondero del país, solo porque algo que dijo no le supo bien al que podía dar la orden de ponerlo en un avión con rumbo desconocido y solo con el pijama puesto, recurriendo a ese fantástico e increible método que tenía el gobierno para acabar con la oposición en ese entonces: deportarlo, que en la práctica era eso, subirlo a un avión a un barco a punto de partir (el que sea) y que se las arregle solo donde llegue. Pero en el fondo este libro también trata acerca de esas democracias latinoamericanas tan extravagantes que hemos tenido, y de esas dictaduras tan contundentes que nos han metido en lios (suelen ir una tras la otra) y de como el poder, por irónico que suene, lo tiene el que se lo gana y no el que lo posee.

¿Y qué tal si los posters de las películas nominadas al Oscar nos cuentan de que va la pela?

INICIONuevamente se acercan los premios Oscar y nuevamente eso hace que la gente hable mucho de cine. Aunque hay que decir que los Oscar son más que nada premios mediáticos en vez de ser galardones a la excelencia y profesionalismo en la industria del cine. Pero en fin, así son las cosas. Y ya que me estoy yendo (o llendo, nunca me acuerdo) por las ramas en la edición de este año los actores, directores y demás personal involucrado en películas, negros, se están quejando (con amenaza de boicot y todo) que no hay ni un solo negro en la lista de candidatos. Me parece absurdo, tan absurdo como la “cuota femenina obligatoria” que tenemos en Perú a la hora de participar en las elecciones. Solo quiero decir, en este tema, que hay que considerar que las listas de candidatos parten de una votación que hacen los miembros de “la academia”, que es ese organismo no gubernamental gringo que organiza esta premiación y que engloba todo lo relacionado al cine en Estados Unidos. Es decir que si no hay candidatos negros (¿y latinos, europeos… tampoco hay?) es que es muy probable que ni los propios “negros”, hayan votado por representantes de su propia etnia, sino por aquellos que piensan que actuaron, dirigieron, fotografiaron, etc, etc, etc, mejor. Que esa es la idea ¿no? Como digo, bastante absurda esta crítica… y no recuerdo a nadie quejándose el 2002 cuando Denzel Washington y Halle Berry se llevaron los óscares a mejor actor y actriz, en una gala que luego fue conocida como los “Oscar negros” lo cual, también, fue otra innegable paparruchada.

Pero bueno… ya que estamos hablando de los Oscar, porque no sinceramos un poco el tema y dejamos que sean sus posters los que nos digan exactamente que vamos a ver. De una manera directa, clara y… ligeramente cruel. Por que si bien es cierto, las películas nos gustan, también reconozcamos que muchas veces nos meten la yuca y con gusto. Y es que el cine es así, una propuesta y una aceptación. Y mucho pero mucho marketing alrededor. Así que dejemos que estos posters hagan un ejercicio de honestidad por nosotros y admitamos que es muy probable que estén en lo cierto.

01 02 03 04 05 06 07 08 09 10 11 12 13 14

Mis pulgas
Archivo Souma
¡Sigue al pajarito!
Perro G+
Tumblr perruno

Sígueme en Tumblr
Sígueme Tumblr Perruno

¡Un "guau" en tu mail!

Deja tu correo electrónico para suscribirte al blog perruno y recibe el contenido directo en tu bandeja de entrada.

Join 27 other subscribers