Posts Tagged ‘Venganza’

The Punisher (Serie de TV, 2017): Un “castillo” lleno de soledad y desesperanza

Para todos los que alguna vez hemos lidiado con The Punisher sabemos que es posiblemente uno de los personajes más complicados, atormentados y difíciles de sobrellevar de la enorme cantera super heroica de Marvel, siendo un personaje que francamente a veces tiene mucho más de villano que de héroe (y le gusta que así sea). Eso digamos, es un resumen muy apretado de lo ambiguo que puede ser Frank Castle y su cruzada como personaje e historia de un cómic que se precia mucho de ser muy cruento, oscuro, vengativo y a veces francamente malvado. Y es que no se trata de lo mucho que Punisher está molesto y desea venganza, vengarse, arrazar con todos los que le hicieron daño, sino que a veces ya parece que todo le vale madres (como dirían los mexicanos) y lo suyo se convierte en un épico río de sangre en que todo en algún momento dejó de tener sentido. Y eso, que le da su riqueza y profundidad al personaje, es precisamente la mejor carta con la que Netflix ha jugado con esta serie exclusiva para ella. Aquí hacemos un alto y recordamos que en estos días se ha anunciado que Marvel dejaría de trabajar con Netflix sus series de TV (y vaya a saber a donde van a ir a parar) lo cual es, quizá, un indicador de lo poco satisfecha que ha quedado tras las muchas series “relativamente buenas” o “francamente malas” que Netflix ha presentado en el tema, mientras que la que es probablemente su mejor serie de TV, Agents of S.H.I.E.L.D., nunca pasó como exclusiva de la cadena de TV por stream. En que acabará ese rollo, quien sabe. Lo que si puedo decir es que tras ver un poco de todas y cada una de las estrenadas por Netflix, es The Punisher la que más me ha gustado y de lejos. Fría, cruenta, contenida y con un trabajo actoral impecable y preciso de parte de todos sus actores, es una serie muy violenta que no avanza a un ritmo trepidante simplemente porque termina por convencerte que el suyo es mejor, y que además tiene mucha sangre y mucho muerto para ver. No se corta un pelo en lo referido a las ejecuciones y muertes claras y directas (nada de desmayar y neutralizar, el único enemigo bueno es el enemigo bien muerto y si es con sus sesos salpicando la pared del fondo, mejor) por lo que voy a lamentar seriamente si este jolgorío y alegoría a la venganza y la violencia explícita, no llega a por lo menos tres divertidas temporadas.

Han pasado seis meses desde que The Punisher acabó con su venganza, dejando las calles de la ciudad… de varias ciudades, inundadas de la sangre de aquellos que mataron a su familia. Sin preguntas, sin piedad, todos están muertos y en general la policía y los servicios de seguridad también confían que el experto marine Frank Castle también lo esté, según arrojaron las investigaciones. Pero no, no podía ser tan fácil. Frank Castle sigue vivo pero sin un objetivo claro, sabe que ha matado físicamente a las personas que acabaron con su familia y a los que dieron la orden, pero también sabe dentro de si que eso ni siquiera ha arañado la superficie del mal que originó todo este camino de muerte y venganza. Sabe que su trabajo aun no ha concluido, pero no tiene claro como continuar. Y mientras Castle es consumido por sus pesadillas, nuevos jugadores aparecen en la ciudad, apuntando directamente en curso de colisión contra él (lo cual es sin duda, mortal) y uno de ellos será Micro, un hacker y experto en seguridad cuya historia es a su manera idéntica a la de Frank y completamente distinta a la vez, pero que los lleva a ambos hacia el mismo lugar para lo cual deberán formar primero la más desigual de las alianzas, aportando lo que mejor y más fervientemente desean hacer: vengarse de todos aquellos que les hicieron daño.

John Wick (película, 2014): buscándole cinco pies al gato (o perro, en este caso…)

Hace un calor infernal en la ciudad de Lima, es domingo, el almuerzo estuvo más pesado de lo esperado y con tanto huayco no puedo mover el auto (ni lavarlo, que me miraron feo a mi y a mi baldecito cuando sugeri que iba a hacer eso para matar la tarde). Pues bien, toca Netflix. Ventilador, una botella enorme de chicha morada helada, cancha y “cine para pobres” (osea la tele de 40 y el Netflix)… y… ¿qué tal si vemos esa de “Canu Riv” que hace poco estrenaron la parte dos? Sale, digo yo y la señora Souma, que también está que revienta con el calor, nos acomodamos a ver si sin movernos mucho y respirando despacio le bajamos al calor. No, no se puede. “Otro Día para Matar” no es película para ver sentaditos. Vaya que no. JOchn Wick es sin duda una de esas fàbulas violentas que el cine nos regala de vez en cuando y que se perenniza a partir del boca a boca, funcionando además de como una buena película, como un ejemplo muy pero muy gráfico que si andamos por ahí empujando y sin fijarnos, siendo desagradables solo por serlo, malosos porque nos parece divertido…. un buen día nos vamos a topar con una fuerza de la naturaleza que nos va a ajustar las torbas, y no nos va a gustar. Y lo que es peor que las personas somos a veces tan tontas e imprudentes, que vamos precisamente a jalarle la cola a los leones solo porque nos parece “diver”. Y como la propia películoa nos cuenta John Wick es el sujeto al que mandas llamar cuando quieres desaparecer al sujeto que mandas llamar para matar a alguien. Una película recomendable y de ritmo trepidante, pero muy violenta si es para ver en familia. Especialmente si no quieres tener que explicar porque los malos no duran nada. Después de ver esta película es probable que quieras considerar ser un poco màs amable con todos alrededor, incluidos (y en especial) los que parecen tener muchos problemas en que pensar.

Siempre nos han contado que las sociedades de asesinos y criminales de alta escala tienen severos y estrictos protocolos y reglamentos. Eso les permite tener cierta “civilización” y no acabar matàndose todas las semanas por quìtame estas pajas. Y las m afias tienen gente como John Wick que hacen el trabajo sucio, de una manera rápida directa, concentrada e inapelable. Lo que le encargues está hecho, y no quieres que vaya tras de ti bajo ningún nodo. Pero John Wick decide retirarse por razones personales, y aunque eso va contra todos los comportamientos conocidos termina saliéndose con la suya y es dejado en paz. Pasan unos años, es feliz, olvida su pasado y la montaña de cadáveres que lo conforman hasta que un día todo empieza a salir mal. Y comienza una de esas semanitas que todos hemos tenido alguna vez en la que la vida simplemente esta jodida. Pero una cosa es que la vida lo joda a uno y una muy diferente que le jodas la vida a John Wick, que estaba triste, frustrado pero tranquilo. Hasta que a alguien se le ocurre que la misma semana que su esposa muere de cáncer es buen momento para robarle su carro de colección y matarle el perro a patadas. El perro que su mujer le dio para que pasara el luto acompañado. Antes de que la semana acabe, el río de sangre y la montaña de cadaveres va a ser épica.

Kubo and the Two Strings (película): que bonita familia, pero que bonita familia…

29406173_max

¿Les comenté alguna vez que adoro el “stop motion“? esa técnica de animación que en su momento popularizó la película The Nightmare Before Chirstmas y que consiste en fotografiar marionetas realizando secuencias de comvimientos? hay algo intensamente mágico en esta forma de “animación” y nunca me pierdo una de estas películas cuando me entero de su existencia, y así llegué hasta Kubo y las Dos Cuerdas, una película que no destacó probablemente en una siempre saturada cartelera de mega filmes palomiteros y ruidosos, pero que es simplemente una maravilla. Y no lo digo solo como oportunidad de apreciar que tanto ha avanzado la técnica del stop motion, que aquí es aplicada de una manera maravillosa, que por momento nos lleva a pensar que estamos ante animación poc computadora y no frente a marionetas, dada la fluidez de los movimientos, sino que un muy eficiente cast de voces termina por completar un producto animado que nada tiene que envidiarle a los grandes estudios laureados en el tema, y a partir de ahora prestaré atención a lo que los amigos de Laika se vayan a sacar de debajo de la manga. Y espero que eso sea pronto. Recibida con beneplácito por la crítica especializada y con una taquilla nada despreciable, pasó sin pena ni gloria por nuestra cartelera; y recién me he podido sentar a verla con calma y sin apuros para disfrutarla. Y se las recomiendo mucho, a diferentes niveles es una gran producción y a nivel de cine para compartir y comentar sin duda que vale la pena verla.

Kubo y su madre Saritaru se encuentran ocultos lejos de la miradas y sobretodo lejos de la noche. Ella es una princesa lunar quien alguna vez traicionó a su padre y a sus hermanas por amor a un poderoso general y samurai humano llamado Hanzo, quien es el padre de Kubo. Para proteger a su hijo de su abuelo, quien le arrancó un ojo, ambos se esconden y Kubo cuida de su madre, quien le ha contado su historia una y otra vez, al mismo tiempo que le hace prometer que no caminará durante la noche, ya que su familia podría verlo y venir por él, a terminar el trabajo de quitarle ambos ojos. Kubo es un buen chico, que usando la magia d esu familia, monta shows de origami animados y recoge así algo de dinero. Hasta que las preguntas acerca de su historia y las razones a todo lo que pasó le hacen bajar la guardia y su familia encuentra donde se están ocultando él y su madre…. y ahora deberá completar la historia de amor trágico de sus padres, a la par que dar inicio a su propia historia y salir de viaje en busca de respuestas, venganza, conocimiento y poder, todo lo cual servirá para ser el punto final a la historia pendiente de la cual él solo es el párrafo en curso.

maxresdefault

 

Servant and Service (serie de TV): la sufrida vida del empleado público japonés

SERVANT_01

Y llegamos a un nuevo anime de temática “diferente” que en realidad disfruté bastante. Y lo disfruté porque el escenario de la historia, unas oficinas gubernamentales parecidas a nuestros registros civiles, se prestan para un montón de anécdotas y datos graciosos basados precisamente en cómo vive y trabaja un empleado público común y corriente, sazonado con los típicos líos slice-of-life que el anime también tiene. Y vaya que la forma de ser del servidor público japonés es bastante distinta a lo que nos toca vivir por aquí cuando caes en el vía crucis de tramitar algo en alguna entidad estatal. Este anime basado en el manga de Karino Takatsu se estrenó en setiembre de 2013 y tuvo muy buena recepción, siendo clasificado como un seinen por el tema. No se dejen impresionar, suena como que muy aburrido un anime en una oficina pública, pero en serio no lo es. El manga completó cuatro volúmenes y el anime 13 episodios. Esta es una serie curiosa para ver, simple en su narración y que funciona a base de un humor sencillo y bien dosificado; y algunos momentos de reflexión y drama cuando conviene. Y claro, con una buena dotación de personajes que funcionan muy bien juntos, y a los que se les irá agregando un poco de romance mientras se explora las curiosas motivaciones que los han llevado a escoger el “servicio público” como proyecto de vida.

La joven japonesa Lucy Yagami tiene un problema: usar un nombre no japonés ha sido siempre una maldición pues llama la atención sobre ella (como si ya no tuviera bastante por ser bajita y “demasiado despachada”, o el “ahoge” que siempre le sale del pelo). Pero este problema en realidad es la consecuencia de otro problema más grave: su nombre real es Lucy Kimiko Akie Airi Shiori Rinne Yoshiho Chihoko Ayano Fumika Chitose Sanae Mikiko Ichika Yukino Reina Eri Ai Tamiko Chikage Emilia Julia Shizue Erina Chisa Yumeka Natsuki Ranran Rieko Setsuri Chikako Azumi Marina Hideko Chiaki Misaki Naomi Campbell Miku Yuka Masako Sachiko Nana Mutsumi Haruka Yuna Shimako Yukie Rin Sakura Kanna Wakana Hazuki Honami Ruri Mihane Momoka Himari Nozomi Futaba Mayuyu… (siguen varios nombres más) Yagami. Lo que pasó es que a sus padres se les ocurrió preguntarle a sus amigos como llamar a su hija y luego no quisieron defraudar a nadie… y bueno… fueron a registros civiles y el empleado que los atendió, en vez de llamarlos al orden y explicarles que semejante directorio telefónico como nombre solo traería problemas, procedió a registralo tal cual. (Off-topic: en la actualidad, en muchos de los registros públicos del mundo no solo hay una lista de “nombres prohibidos” o “palabras que no se pueden usar como nombres”, sino que los empleados están en la obligación de advertir a los “divertidos y originales padres” de los problemas que un niño puede tener si es que le ponen un nombre demasiado peculiar). Lucy ha deseado vengarse del empleado público poco diligente toda su vida y eso la lleva a meterse a trabajar ahí, en registros públicos, con la meta de identificarlo y presentarle su queja (si, no quiere matarlo, mutilarlo, golpearlo o siquiera burlarse. Ella solo quiere quejarse) sin saber que trabajar en una entidad pública es bastante más complicado y exigente. Y que sus compañeros y senpai son para ponerlos en un cuadrito y llorar y llorar.

SERVANT_02

Mis pulgas
¡Ladridos acertados!
  • 2,418,641 hits
Huesitos Sueltitos
07 18403215_453049045044380_7662884730799612514_n 059
¡Sigue al pajarito!
Tumblr perruno

Sígueme en Tumblr
Sígueme Tumblr Perruno

¡Un "guau" en tu mail!

Deja tu correo electrónico para suscribirte al blog perruno y recibe el contenido directo en tu bandeja de entrada.

Join 914 other subscribers